ejercito-chile armada-chile fuerza-aerea carabineros-chile
Cadete Eduardo Aldunate, en "La Tercera" de hoy: La disuasión y el orden público
En el ámbito de la estrategia militar, la disuasión se refiere al conjunto de medidas que generan en un adversario la convicción que asumir una decisión- por las potenciales consecuencias que le puede acarrear- lo lleva a la decisión de desistir de hacerlo. En nuestro caso, más de 100 años de paz nos indican que esta estrategia ha sido eficaz. Para el control del orden público creo que este tema es atingente.
Cadete Eduardo Aldunate, en "La Tercera" de hoy:
 
 La disuasión y el orden público
 
SEÑOR DIRECTOR:
En el ámbito de la estrategia militar, la disuasión se refiere al conjunto de medidas que generan en un adversario la convicción que asumir una decisión- por las potenciales consecuencias que le puede acarrear- lo lleva a la decisión de desistir de hacerlo. En nuestro caso, más de 100 años de paz nos indican que esta estrategia ha sido eficaz. Para el control del orden público creo que este tema es atingente.
A la luz de las experiencias recientes, mi sugerencia se orienta a que quienes participen en el proceso de modernización de Carabineros, observen en aquellos países que tomamos de modelos a seguir, cómo ellos han generado conductas en los ciudadanos para que actúen en la forma debida dentro de un legítimo régimen democrático. Hay que explorar cómo han logrado transmitir el mensaje y lo han concretado en acción, para que aquellos que pretendan alterar el orden público o atacar a las policías, sepan -de antemano y con claridad- que de hacerlo, dentro del marco legal tendrán severas consecuencias, lo que en nuestro caso, ha resultado muy deficitario.
Por cierto que la importancia de las normas de convivencia con sus límites se construye desde la familia, con educación cívica en los colegios, con leyes adecuadas, tribunales eficientes, con procedimientos policiales ajustados a derecho e instituciones respetadas y que funcionen. Así considerado, creo que la disuasión en este ámbito tiene sentido ya que es la sociedad toda quien la ejerce y no solo las policías.
Por otra parte, estoy seguro que en esos países, la sociedad no es neutral ante la violencia -sin sectores que la validen cuanto sea buena para sus objetivos- y, desde luego, sus autoridades respaldan a sus policías cuando ellas actúan conforme a la ley.
En síntesis el desafío es más amplio que modificar las estructuras o procesos administrativos u operativos.
 

Eduardo Aldunate Herman